12.5.08

Hello, President

No sé yo de dónde saca este hombre esa mala fama que tiene. Para empezar, se puso al teléfono inmediatamente. Como mi inglés no es muy bueno, a veces me costaba descifrar su acento tejano, pero la cosa fue más o menos como la describo:

Cómo no, lo primero que hice fue felicitarle por la boda de su hija, y preguntarle cómo había ido todo. Espectacular, me resumió. Seguimos hablando de pequeñas banalidades, intercambiando cortesías antes de entrar en el tema. Cuando le expuse el motivo de mi llamada, sentí que me dedicaba todo su interés.

¿Un qué? ¿Donde? ¿Cuántos muertos? Caramba, menos mal que como son todos iguales, no se notará mucho, je, je... Vale, vale, era sólo una broma, hombre... Por supuesto que estamos para ayudar donde haga falta... Sí, me dicen que ya hemos mandado algo para allá... Una dictadura, entiendo... ¿Veinte años, dices?... Pues sí que aguantan... Seguro que son comunistas o así... ¿Ah, que no?... ¿Ah, que ni fu ni fa? ¿Pero entonces son de los buenos o de los malos?... Sí, por supuesto que la democracia y la libertad y todo eso, claro... ¿INVADIRLES?... ¡OYE, QUÉ BUENA IDEA!... Sí, andamos un poco liados de momento, pero ya sabes que siempre estamos dispuestos a defender la causa de la libertad... Y seguro que son musulmanes y tienen terroristas y todo eso, ¿no?... Ah, budistas... No, no importa, no... ¿En Asia, dices que está? A ver, que apunto... Llegando a la India, un poco a la derecha, vale... Sí, la verdad es que nos coge un poco lejos, y al precio que está la gasolina... Sigue, sigue... Vale, y una cosita... Hmmm... Estooooo... Me preguntaba... Petróleo o asi, ¿tienen?... ¿Ah, que poco?... No, no, claro que no importa, claro... Vaya, pues no sé... La verdad es que... Bueno, pues ya veremos qué se puede hacer, sí... Me parece que me llaman por la otra línea... Me das un toque otro día, si eso...

Lo que os digo, un encanto. Aunque al final tuve la sensación así como de que ese interés lo había perdido de repente...

4 comentarios:

Ltomares dijo...

Son todos iguales, cambia el personaje por alguien, por ejemplo, como Putin y no verás más humanidad. Pero cuando repartieron el rabo y los cuernos sólo les quedaba un juego y le tocó a Jorge. Otros, con más suerte consiguieron la máscara dramática de la sonrisa.

Toy folloso dijo...

Una charla distendida, desde luego.
Además, por lo que le queda de estar en el convento...

Arcángel Mirón dijo...

Sos muy mal pensando, seguro se quedó toda la noche pensando en la manera de ayudar a su prójimo. Por algo lo eligieron Presidente!!! No seas tan desconfiado, hombre, y ponete en sus manos. Él nos guiará a la libertad.

Paqui dijo...

Todos iguales, no se salva ni el más santo, jeje.
Por cierto entra a felicitar a tu sobrino al blog que esta esperando la felicitación de su tio porque de quien él queria ya la ha tenido, jeje.
Besitos